Convivencia Marital y Pérdida De La Pensión Compensatoria.

Sabido es que la convivencia marital con otra persona extingue el derecho a seguir cobrando la pensión compensatoria (prestación compensatoria en el Codi Civil de Catalunya). Pero, ¿qué debemos entender por convivencia marital, o qué tipo de convivencia es la que se considera suficiente para dar al traste con la pensión compensatoria?

Nuestros Juzgados y Tribunales a la hora de valorar esta cuestión, tienen en cuenta que existe un interés en ocultar ese tipo de relaciones para no perder el derecho a la pensión, y que por ello resulta muy complicado probar su existencia, llevando a considerar suficiente una prueba indiciaria.

Diferentes aspectos deben tenerse en cuenta a la hora de valorar si estamos ante una convivencia marital que pone fin al derecho a la pensión compensatoria:

a) que la estabilidad ya no es tan importante, o al menos debe entenderse más limitada en el tiempo. Es suficiente un propósito o proyecto de futuro;

b) que no es necesario que exista o haya existido una convivencia continuada bajo el mismo techo. Bastará con que uno de los dos haya acudido con frecuencia a la vivienda del otro e incluso haya residido allí fines de semana;

c) que estas relaciones deben venir marcadas por un carácter de permanencia en el tiempo. La jurisprudencia suele hablar de un año y medio o dos como mínimo;

d) que es un signo inequívoco de que existe este tipo de convivencia el que los sujetos vivan como si fuesen cónyuges, y ello produzca una creencia generalizada sobre el carácter de sus relaciones.

(Sentencia dictada por el Tribunal Supremo, en fecha de 28 de marzo de 2012).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *